9 dic. 2009

Kayak para todas la (dis)capacidades

Niños, jóvenes, adultos, adultos mayores y jóvenes reciclados, unos más capaces, otros más experimentados, unos buscando contemplación y otros ejercicio, todos tienen cabida en el mundo del kayak.

Pero no olvidemos a un segmento de la población que hoy lucha por superar barreras físicas y sociales de una sociedad muchas veces hostil a las discapacidades. Es aun raro ver al común de las personas con discapacidades participando en deportes, menos aún de aventura y además, acuáticos.

El kayak de mar es uno de los deportes que presenta las mejores características para adaptarse a personas con discapacidades, con mucho éxito en otras latitudes.

Una de las desventajas del kayak, es que requiere poco trabajo de la parte baja del cuerpo lo que obliga a los kayakistas a buscar deportes complementarios como la montaña, el trote o la bicicleta. Pero esto es en realidad una gran ventaja para muchas discapacidades que han comprometido el movimiento de esta parte del cuerpo.

Arriba de un kayak es difícil distinguir a una persona parapléjica de una persona con plena movilidad. Más que eso, son prácticamente pares en lo que se refiere al manejo del kayak en el agua. Las discapacidades son un tema de actitud y de barreras sociales más que de limitaciones funcionales.

El kayak de mar permite a personas con movilidad limitada, participar en paseos, incluso de varios días, a lugares que de otro modo tendrían pocas posibilidades de disfrutar. No es lo mismo llevar 20 kilos en la espalda que adentro del kayak. La sensación de libertad que se deriva de esto es por sí sola suficiente para alimentar la motivación para vencer las barreras que pudieran existir.

¿Beneficios? Podemos mencionar algunos:

· Compartir con familiares y amigos de todas las edades y habilidades

· Independencia y libertad de desplazamiento

· Terapéutico para el cuerpo, la mente y el alma

· Desafiante

· Buen ejercicio

· Fácil acceso a lugares silvestres de gran belleza

· Se disfruta a cualquier nivel

· Se puede combinar con camping, pesca u observación de la vida silvestre

· Divertido y seguro

¿Precauciones? Varias a tener en cuenta dependiendo de la discapacidad. Aparte de las recomendaciones normales para cualquier kayakista, debemos tener especial cuidado en aprender las maniobras básicas de seguridad adaptadas a cada caso. Es importante que el kayakista sea capaz de mantenerse a flote con el chaleco salvavidas mientras es asistido por los compañeros.

El equipo es también un elemento importante, ya que por las limitaciones inherentes de la perdida de movilidad y la consiguiente disminución circulatoria, el frío o calor nos obligan a tomar medidas adicionales para la protección del kayakista.

Quien se decida a aceptar este desafío, debe adaptar gradualmente su discapacidad a esta actividad, ya que actualmente no hay programas ni mucha experiencia local en esta área. Sin embargo, estoy seguro de que hay una excelente disposición por parte de la comunidad de los kayakistas a compartir este maravilloso deporte con personas de todas las capacidades.

Esta ayuda es crucial para fomentar y organizar actividades que integren a las personas con este tipo de desafío. También es importante el apoyo de profesionales en áreas de rehabilitación y salud. Solo falta organizar la formación de una agrupación con estos fines.

¿Algún voluntario?
Adaptativamente,
Martin
Instructor de Kayak de Mar
martin@ecodeporte.cl

No hay comentarios:

Publicar un comentario